Esta estrategia trata de provocar sentimientos y emociones en los consumidores para crear la necesidad de compra. Aquellas marcas que consigan crear experiencias agradables en los clientes, permanecerán en sus mentes.

Para realizar una campaña de este tipo, hay que empezar por conocer al cliente, cuales son sus emociones, intereses, todos los factores que nos permitan tomar una imagen de como son. Por otra parte, se deben establecer los objetivos que pretendemos conseguir y a su vez definir el público objetivo al que queremos dirigirnos. También, tenemos que crear la experiencia, sin perder conocimiento de los costes que nos supone y del ROI (retorno de la inversión para que nos sea factible su puesta en marcha.

Algunos factores a tener en cuenta a la hora de realizar esta estrategia son:

  • El consumidor es el punto de referencia de la estrategia.
  • El storytelling es una herramienta importante.
  • Hacer que los clientes recuerden la marca.
  • Realizar una apuesta por la creatividad.
  • Humanizar la marca a través de las experiencias.

¿Qué ventajas reporta el uso de esta estrategia?

  • El cliente se identifica con la marca.
  • Diferenciación respecto a las empresas competidoras.
  • Recomendación del cliente a otros usuarios.
  • Genera más engagement.

Algunas claves esenciales para realizar esta estrategia pueden ser:

  • Sensaciones: Despertar sentimientos en los clientes y elegir aquellos que tengan algún aspecto de referencia con la marca.
  • Emociones: Crear experiencias agradables y establecer conexiones positivas.
  • Relaciones: Mostrar una imagen empática nos puede ayudar a generar confianza entre el cliente y la marca y de esta manera cumplir nuestro objetivo de establecer relaciones cercanas con los clientes.

¿Que te ha parecido?

Valóranos 🙂

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

×

Powered by WhatsApp Chat

× ¿Cómo puedo ayudarte?